Al timón del tiempo

28.09.2017

El Meister Driver Day Date de Junghans retoma en su diseño los elementos visuales de los indicadores de instrumentos antiguos.



El diseño del automóvil antiguo

Chasis de acero y barras forjadas a mano, cubiertos por una carrocería aerodinámica con salpicaderas curvadas. Hoy en día, los automóviles de los años 30 siguen causando una enorme fascinación en los amantes de los automóviles de todo el mundo. Fue la época en la que los tacómetros eran cada vez más importantes, ya que la velocidad aumentaba cada vez más y los recorridos eran más largos; además, la era en la que en el habitáculo de conducción los indicadores estaban dispuestos de una forma clara. En el tablero de instrumentos también estaba el tacómetro, que contaba con un cuentakilómetros total y otro diario. Estos pequeños detalles de los modelos históricos se encuentran presentes en el nuevo Meister Driver Day Date, a su vez, conectándolo con el Meister Driver de 2016.

El ayer, el hoy y el mañana en el punto de mira

Los diseñadores de Junghans han diseñado el Meister Driver Day Date inspirándose en el cuentakilómetros total y diario: los indicadores del día y de la hora tienen forma de barra y su colocación se basa en la de los modelos de automóviles antiguos. Este tipo de indicadores únicos, que cuentan con superficies semitransparentes en los laterales del indicador de fecha y día de la semana actual, ha sido posible gracias a la impresión individualizada, que se realiza en el propio taller de impresión de esferas de Junghans. La gama de colores de estos relojes también está inspirada en los tacómetros de los años 30: el refinamiento con barniz pulido de gran efecto le otorga un encanto muy especial. Con un diámetro de 40 mm, el nuevo Meister Driver Day Date es un reloj de tres manecillas con un carácter único.

Meister Driver Day Date Equipamiento

Mecanismo:   Mecanismo automático J800.4 con una reserva de marcha de hasta 38 horas Corrección rápida de la fecha
Particularidad: indicador del día de la semana en las 12 horas y fecha en las 6 horas
Terminación del mecanismo: rotor con decoración Côtes de Genève y logotipo grabado, decoración diamantada sobre el barrilete, puentes de rodaje y puente de volante, y tornillos pavonados
 
Caja:   Acero fino Ø 40,4, altura 11,9 mm, base transparente de cristal mineral, plexiglás duro curvado con recubrimiento para una mayor resistencia a los arañazos, base transparente atornillada con 5 tornillos
 
Esfera:  Esfera curvada con barniz pulido de gran efecto, cifras de minutos y horas luminiscentes con Super Luminova respetuosa con el medio ambiente
 
Manecillas:   Manecillas Dauphin negras, luminiscentes con Super Luminova respetuosa con el medio ambiente
 
Correa:   Correa de piel de vaca con cierre de hebilla de acero fino, piel de base perforada o correa de acero fino con cierre plegable
 
Estanqueidad:   Hasta 3 bares

 

Junghans Meister Driver – La pasión y el alma de un pionero

La estrecha relación entre Junghans y el automóvil existe desde finales del siglo XIX. Arthur Junghans, hijo del fundador de la empresa Erhard Junghans, mantuvo una profunda amistad con Gottlieb Daimler y Wilhelm Maybach, de modo que en 1892 ya adquirió uno de los primeros vehículos de pruebas de Daimler. Solo tres años más tarde, Arthur Junghans encargó un coche Victoria a motor de cuatro plazas para el que fabricó el engranaje helicoidal. Ya a principios del siglo XX, la empresa produjo relojes para automóviles. Además, se idearon varios inventos: el Dr. Oskar Junghans, hijo de Arthur Junghans, desarrolló en 1905 un velocímetro con sistema de registro de velocidad integrado. Su hermano Helmut también compartía esta pasión por el automóvil y en 1924, en cooperación con la empresa Leitz in Wetzlar, diseñó el "Viadicator", un indicador de la dirección de marcha, considerado el precursor del intermitente actual. Esta realción de más de 100 años con el automóvil la siguen conservando los socios actuales de Junghans: el Dr. Hans-Jochem y Hannes Steim. De manera que en la colección de Steim, en Schramberg, que celebra su 10º aniversario en 2017, se puede ver una muestra de 110 años de historia del automóvil: con coches antiguos llenos de estilo, que sirven de inspiración a los modelos de la serie Meister Driver y que trasladan a la muñeca la pasión por el automóvil.